José María Gruber | 11.03.2015 | 1

Y la preocupación crece. Al menos, para quienes no nos resignamos a quedarnos en casa, a base de “sopitas y vino”.

Hay quien sólo mira los intereses de “los suyos” y, caiga quien caiga, como los peores forofos futboleros, no miran alrededor, y pierden de vista que, de tanto mirarse al ombligo, “los suyos” pueden quedarse con los mocos colgando.

Me refiero al desolador panorama electoral de Torrelavega, tal y como se encuentra en la actualidad. Mucha gente, visto lo visto, se plantea a quién votar o, incluso, si merece la pena votar en las municipales.

José María Gruber | 16.12.2014 | 0

Siguiendo con el epígrafe iniciado del “Compromiso de la palabra dada”, que podemos traducir como “llamar a las cosas por su nombre y actuar en consecuencia” y que, cuando se trata de personas y colectivos, incluye también mencionar sus apellidos y siglas, me siento en la obligación de hacer un relato, balance y valoración del proceso, transitoriamente fracasado, de una iniciativa, por mí impulsada, para alcanzar una confluencia de personas corrientes, negativamente afectadas por las políticas de recortes y austeridad imperantes, y de organizaciones y colectivos que luchan contra dichas políticas.

José María Gruber | 08.11.2014 | 0

Es cierto que puede ser sólo cuestión de palabras: Coalición de partidos, Frente amplio, Frente popular, Unidad popular... Existen ejemplos históricos que se han presentado bajo alguna de esas denominaciones y que, sin embargo, no se han diferenciado en lo fundamental. El Frente Popular de la II República, la Unidad Popular del Chile de Allende o el actual Frente Amplio de Uruguay son algunos de ellos.

José María Gruber | 25.09.2014 | 2

Hace días puse sobre la mesa una propuesta o, más bien, una sugerencia, que ha recibido apoyos y también críticas, lo cual es natural en estos tiempos.

Asistimos a un debate general, que viene desde la explosión del 15M, y que se concreta, ahora, según parece, en la necesidad o no, para la izquierda, de que converjan Podemos e IU, de si el PSOE estaría dispuesto a pactar con Podemos, después de las elecciones, o si Podemos, en pleno proceso de autodefinición, debe seguir fielmente “su filosofía” o dejarse querer, aceptando proposiciones “honestas” que le puedan venir desde fuera. Se podrían concretar más todas estas variantes, pero no es este el momento ni el lugar para hacerlo. Lo que sí es  cierto es que el debate está influyendo en todos, de tal manera que, hasta en el PP, surgen voces que se apuntan al banquete de las elecciones primarias abiertas o cosas por el estilo, cuando parecía que este partido, con la prepotencia de su mayoría absoluta, se iba a mantener al margen de la discusión. La proximidad de las elecciones hace dudar hasta al más pintado.

Que duden los que tienen más que perder es comprensible. Pero no quienes tienen tanto que ganar. Y, en esta ocasión, parece que es mucho.

José María Gruber | 17.09.2014 | 0

[Contrarréplica a PCPE y CJC ante el llamamiento a la unidad electoral]

Deseo y agradezco todo tipo de críticas, comentarios y aportaciones a los planteamientos que estoy haciendo. Pero lo que realmente deseo es que el debate se abra, que no sea un diálogo de cada uno a solas conmigo. De ninguna manera deseo tener más protagonismo del que me está acarreando la idea puesta en marcha. Preferiría no haber tenido ninguno. Pero alguien tenía que dar el primer paso.

José María Gruber | 06.09.2014 | 0

Hay quien está basando toda su estrategia sobre el hecho de que vivimos un momento de auténtica emergencia social. Que se nos ha abierto una puerta. Y que no podemos dejar pasar la oportunidad de atravesarla.

Nadie niega que el panorama político está revuelto y que los partidos tradicionales buscan, a toda costa, no perder comba. Y que los minoritarios de izquierda sólo hablan de unidad. Es cierto que se nos presenta la mejor ocasión, desde hace mucho tiempo, para quienes estamos empeñados en cambiar profundamente las cosas. Pero, de ahí, a que sea esta la única y última oportunidad para intentarlo, va mucho trecho. Y, más aún, si lo que pretendemos es ganar la guerra y no sólo alguna batalla.

José María Gruber | 27.06.2014 | 0

Luca es un crío de cinco años que acaba de “descubrir”, en el patio del colegio, la pasión por el fútbol. Si le preguntas de qué juega él, te dice que de “quitador”. La RAE dice que quitador es el que quita. En lenguaje futbolístico, quitador sería el defensa. A Luca, defensa aún no le suena, pero sí tiene claro cuál es su cometido en el juego: quitar el balón al contrario, o sea, defender. Su lenguaje puede que confunda la parte con el todo, pero es un lenguaje concreto que cualquiera entiende.

José María Gruber | 03.03.2014 | 6

Me resultó muy agudo y oportuno el recordatorio de que “podemos” puede corresponder, a la vez, a los verbos poder y podar. Ello me da pie para hacer un juego de palabras muy sugerente y, a la vez, creo, modestamente, que determinante, en el debate presente, propiciado por la aparición de la iniciativa “PODEMOS”, y en torno a lo que necesita la izquierda y, sobre todo, la gente, para emprender el camino de la transformación profunda que la actual situación requiere.

José María Gruber | 23.05.2013 | 1

Dice el portavoz del Comité de empresa de Sniace que el Presidente Mezquita dice. ¿Cuándo nos dirá el Comité lo que el Comité dice? Tanto como lo que dice Mezquita, a todos interesa saber lo que el Comité le responde.

Pero, no sólo el Comité. Queremos también saber lo que dicen esos políticos que tan “solidariamente” se dejan ver en las manifestaciones de los trabajadores, pero que, hasta ahora, no han aportado solución creíble alguna.

Porque los trabajadores y trabajadoras de Sniace necesitan resolver, urgentemente, un problema, a saber, ¿cómo se explica que la empresa, parada al 70%, pueda tener más pérdidas que funcionando? ¿Por qué las pérdidas que prevé Mezquita son mucho mayores que las que se puedan atribuir al manoseado céntimo verde y demás cargas fiscales, cuando, además esas cargas afectarían, en todo caso, a la empresa si estuviera a pleno rendimiento? ¿Cómo lo explica Mezquita? Algún secreto tiene que haber, alguna razón que, al común de los mortales se nos escapa.

José María Gruber | 12.05.2013 | 1

¿Y ahora qué?

El Comité de empresa de Sniace ya ha conseguido aquello por lo que llevaba tiempo suspirando: una reunión a tres bandas. ¿Y cuál ha sido el resultado?

El resultado es que, quienes debían sentir sobre sus espaldas todo el peso de la presión, se siguen yendo de rositas.

José María Gruber | 30.03.2013 | 7

De un tiempo a esta parte, cada vez se oyen más voces renegando de la industria, en general, como si esta fuese el origen de nuestros principales males. Ni siquiera distinguen entre unas industrias y otras.

La industria, en general, está alcanzando, para algunos, la condición de maldita, por ser algo nocivo, que hay que erradicar. Y si fuera un sujeto al que atribuir responsabilidad, la calificarían de ruin, miserable, que molesta y desagrada y que debería ser castigada.

José María Gruber | 14.03.2013 | 0

Hace días el Comité de empresa hablaba de cierta esperanza, ya que, en la reunión con el Presidente Mezquita, al menos, “se había hablado de futuro”. Posteriormente, el mismo Comité matiza y muestra dudas y preocupación, dada la ambigüedad y falta de concreción, mostrada por Mezquita, a la hora de hablar de sus planes. Y, de nuevo, la mayoría del Comité vuelve a dirigir sus miradas hacia el Gobierno de Cantabria, como si sólo él tuviera la llave de la solución.

José María Gruber | 11.02.2013 | 2

sniaceSniace, por muchas razones, no deja de ser una empresa emblemática que mueve voluntades y genera solidaridad y también aversión y rechazo. Y gran parte de ese carácter emblemático viene derivado de ciertos mitos y leyendas que se han creado entorno a su existencia y que, de tanto repetirlos, parecen formar parte de su realidad.

José María Gruber | 12.01.2013 | 0

Manifestacin_SNIACEEl 14 de enero de 1993, los trabajadores y trabajadoras de Sniace decidíamos encerrarnos en la fábrica y al día siguiente nos encerramos. Fue una auténtica bomba en la comarca del Besaya y en Torrelavega en particular. Estuvimos cuarenta y ocho días encerrados, en pleno invierno, un total de mil personas.

Se cumplen veinte años de aquella efeméride. Y la historia se repite.