Dobra, una montaña viva