El PP se impone en el Parlamento cántabro y la mayor parte de los ayuntamientos

Redacción.
| 23.05.2011

Celeicionisantabria cambia de presidente y de partido en el gobierno. Ignacio Diego se ha hecho con la presidencia tras alcanzar la mayoría absoluta con 20 diputados. El PRC mantiene sus 12 escaños, mientras el PSOE se descalabra hasta los 7 diputados. A la vista de los resultados, los recortes sociales del PSOE-PRC "se les hace poco" a los votantes cántabros, apostando por una opción neoliberal ante la crisis capitalista.

Izquierda Social y Ecoogista no alcanza la antidemocrática barrera del 5% para entrar al Parlamento. Castro Verde irrumpe con 4 concejales en el Ayuntamiento de Castro. ACPT crece y mantiene su concejal en Torlavega.

El presidente saliente, Miguel Ángel Revilla, se ha despedido entre lágrimas de su cargo al frente del Gobierno de la Comunidad, en la que, según ha dicho, ha dejado "parte de su salud”. Tras la debacle del PSOE, la todavía vicepresidenta del Gobierno autonómico en funciones, Dolores Gorostiaga, ha anunciado esta noche la apertura de un proceso de reflexión interna ante una derrota “sin paliativos”. Ignacio Diego, triunfador como De la Serna, hereda además del cargo los planteamientos de su antecesor regionalista, señalando que la suya "es la victoria de toda Cantabria".

Mientras el PP ha necesitado 7.800 votos para cada uno de los escaños que le dan la mayoría absoluta, Izquierda Social y Ecologista se queda fuera del Parlamento con más de 11.200 votos. Tras esta formación de izquierda, aparecen los nacionalistas españoles UPyD y FrN, seguidos del PCPE, que crece superando la barrera de los 1.000 votos.

En Santander, De la Serna obtiene un máximo histórico y amplía su mayoría absoluta, mientras por el contrario el PSOE alcanza un mínimo histórico con tan sólo 5 concejales. IU, con casi un 4'5% de los votos, se queda fuera del mismo modo que en el Parlamento.

En Castro Urdiales, donde también ha ganado el PP, la alternativa sostenible que propone Castro Verde irrumpe como la tercera fuerza, con 4 concejales, mientras los anexionistas vizcaínos obtienen 1.

Incluso en Torrelavega se ha impuesto el Partido Popular, donde ACPT no ha crecido lo necesario para alcanzar un segundo concejal, pero sí que mantiene a su representante Esther García en el consistorio.