Eraso cobrará 1.200.000 € de indemnización en Caja Cantabria; PRC y PSOE lo ven bien, Nacho Diego "envidiable"

Diegu S. G. Redacción.
| 01.12.2011

javier_erasoEn los últimos días ha trascendido que Javier Eraso dimitía de sus responsabilidades de la Dirección General de Caja Cantabria-Liberbank. Sin embargo, a lo que se ha acogido es a la rescisión del contrato, a través del cuál vería "premiada" su gestión con 1,2 millones de euros y un fondo de pensiones cuya cuantía no ha trascendido por el momento.

Cuestionados por esta indemnización, los tres partidos con representación parlamentaria han aceptado sin ninguna crítica la noticia. El presidente de la CA de Cantabria, Ignacio Diego, ha ido más allá, calificándola "envidiable".

El pasado viernes Liberbank comunicaba que no se hacía cargo del contrato blindado que Eraso tenía con Caja Cantabria. Tres días después, en el Consejo de Administración de Caja Cantabria, Eraso pidió la ejecución del contrato acogiéndose a varias de las cláusulas, concretamente a las que se refieren a una "modificación sustancial de las condiciones de trabajo" y a que la empresa "ha cambiado de manera drástica".

Ambas causas concurren en este caso, pues Caja Cantabria y el propio Eraso, con la integración en Liberbank (y su absorción práctica por Caja Asturias), han perdido bastantes de sus competencias financieras. Además, Eraso inicialmente iba a ser director del área de Internacional del nuevo Banco (entonces Banco Base, cuando de él formaba parte la CAM, la Caja de Ahorros del Mediterráneo), pero la operación se frustró y en la organización de la nueva entidad, Liberbank, pasó a ser director del área de Banca de Empresas.

Una de las cuestiones que tendrán que dirimirse es a quién le corresponde abonar la indemnización. El Consejo de Administración de Caja Cantabria aprobó la rescisión del contrato instada por Eraso con la condición de que Liberbank se haga cargo de la indemnización, ya que es el nuevo banco el que ha rechazado la subrogación del contrato. Por el contrario, Liberbank entiende que todo lo relacionado con Eraso es "una cuestión interna" de la entidad cántabra en la que "no van a entrar".

Así las cosas, los perjudicados podrían ser los de siempre. La Caja no tiene fondos propios para afrontar este desembolso, ya que todo el negocio y el área de Personal ha sido traspasado a Liberbank, por lo que la única dotación que recibe, correspondiente a un porcentaje de los beneficios, es la que dedica a la Obra Social.

En el mismo consejo del lunes ya se auguraba la posibilidad de que el 'caso Eraso' acabara en los tribunales, ante la negativa de las dos entidades a asumir la indemnización. En la Caja se confía en que los jueves tengan en cuenta que Liberbank ya ha pagado tres nominas a Eraso antes de decidir que su coste era demasiado elevado y que el banco tiene obligación de subrogarse el negocio anterior.

Según recoge el Diario Montañés, Rafael de la Sierra, portavoz parlamentario del PRC, ha confiado en que "se llegue a una situación razonable" sin repercusiones para Liberbank, donde "hasta ahora se están haciendo bien las cosas". Por su parte, la secretaria general del PSOE cántabro y ex vicepresidenta del Gobierno autonómico, Dolores Gorostiaga, ha definido la marcha de Eraso como "una decisión personal, siempre respetable". Pero el PP, que quería a Eraso como presidente de la entidad y le allanó el camino jurídico para que lo fuera, ha ido más lejos.

Ignacio Diego: "Me parece envidiable, no puedo decir más".

Preguntado en Castru por esta millonaria indemnización, Nacho Diego lo ha considerado "envidiable". Ante la escueta respuesta, un periodista le preguntó si no le parece "exagerado" que un directivo cobre 1,2 millones de euros "en época de crisis". Nacho Diego se ha reiterado en que "me parece envidiable, no puedo decir más", añadiendo que "son contratos que se formularon en su momento, y me temo que por más que se pueden considerar exagerados, son contratos registrados y demás".

Posteriormente ha puntualizado que "es una cuestión ajena al Gobierno", y que tiene que ser en el seno de los órganos de Liberbank, del que forma parte Caja Cantabria, "donde se tiene que dirimir". "Estoy convencido de que las personas que hay en el consejo de administración sabrán tomar la decisión adecuada en beneficio de los intereses del banco", apostilló.

Territorio: