Equo Cantabria denuncia que la Policía de Santander les ha impedido recoger avales y rechaza la construcción "masiva" en suelos rústico

Redacción.
| 15.10.2011

equo_atropando_firmasEquo ha denunciado que la Policía Local de Santander les ha impedido este miércoles la recogida de avales que la nueva Ley electoral exige a los partidos sin representación para poder concurrir a las elecciones estatales.

Además su portavoz José Ángel Herrera, ha manifestado su "temor" ante el convenio firmado por el Gobierno autonómico y la Federación de Municipios de Cantabria para agilizar la construcción de viviendas unifamiliares en suelo rústico, al entender va a introducir "nuevos elementos de preocupación al desorden y a la inseguridad jurídica que caracterizan al urbanismo de Cantabria".

El partido verde señala en un comunicado que "la Junta Electoral Central estableció que durante el plazo de recogida de avales, todos los partidos sin representación podrán usar las calles para conseguir las firmas necesarias sin necesidad de ningún trámite adicional". Además, Equo Cantabria notificó al Ayuntamiento de Santander su intención de instalar una mesa de recogida de avales el miércoles 12 de octubre a las 18.30 horas.

Sin embargo, a pesar de haber seguido "todos los cauces legales", la Policía Local obligó a los miembros del partido a abandonar la plaza, no permitiéndoles continuar con la recogida de avales.

Desde Equo aseguran que "no es la primera vez que se produce esta vulneración del derecho a recoger unas firmas que la propia ley exige", y hace un llamamiento a la Junta Electoral "para que asegure que no vuelvan a suceder este tipo de actuaciones policiales contrarias a la ley". Asimismo, anunciaron estar estudiando la posibilidad de "emprender acciones legales" contra la actuación municipal por impedir la recogida de avales.

Teme que la construcción "masiva" en suelos rústicos introduzca "más desorden e inseguridad jurídica"

Para Equo, "las prisas" por sacar adelante una nueva reforma de la Ley del Suelo, antes de aprobar el 'Plan Regional de Ordenación del Territorio' (PROT), evidencia "un inquietante interés por favorecer la construcción masiva e indiscriminada en suelo rústico", porque "recordemos que en estos momentos ya existen amplias posibilidades para hacerlo tras la reforma aprobada en 2009".

En este sentido, Equo Cantabria sostiene que la proliferación de segundas residencias en suelo rústico imposibilitaría la puesta en marcha de futuros planes de desarrollo rural que generen empleo y el incremento de la población rural, además de provocar un deterioro importante del paisaje rural y dificultar y encarecer la disposición de servicios y dotaciones "como electricidad, agua y saneamientos".

Ante "este oscuro panorama", Equo apuesta "por dar un giro profundo" a la política territorial y urbanística de Cantabria, pasando en primer lugar por la aprobación de un PROT "que asigne el uso del suelo con criterios racionales y de sostenibilidad ambiental", pero también "anteponiendo el interés general y el estricto cumplimiento de la Ley" a cualquier otra consideración.

Además José Ángel Herrera, ex-candidato de Izquierda Social y Ecologista a las últimas elecciones autonómicas y actual portavoz de Equo en Cantabria, ha recordado que "la disposición de suelo no es infinita" y que "los ecosistemas que alberga son fundamentales e irreemplazables para nuestra sociedad", apostando decididamente por reducir la urbanización dispersa y difusa en el territorio por motivos energéticos, agro-productivos, sociales, económicos y ambientales.

Por último, Equo advierte que "la propuesta del Gobierno regional y la Federación de Municipios va por el camino de la insostenibilidad" y de espaldas "a los objetivos internacionales para luchar contra los efectos del cambio climático", un compromiso que "debería estar presente en todas y cada una de las acciones de las administraciones cántabras, en cumplimiento de los Tratados de la Unión Europea y de la Estrategia Territorial Europea".