La Coordinaora Antifacista denuncia la propaganda racista y anuncia una campaña para su retirada

Redacción
| 29.03.2011

cacbynEn una rueda de prensa organizada esta misma mañana en la sede del STEC de Santander, la Coordinaora Antifacista de Cantabria (CAC) ha advertido de "la escalada de propaganda de tipo xenófobo, racista y fascista" que está apareciendo en Cantabria en los últimos tiempos "con la complacencia de las instituciones" y ha convocado este viernes 1 de abril "a todas y todos los cántabros, independientemente de su origen, a una jornada contra el racismo en Sanander" que se desarrollará con una concentración, una actividad de "retirada popular de la propaganda xenófoba" y una fiesta que clausurará la jornada.

La CAC, que agrupa a diversos colectivos antifascistas de Cantabria, ha advertido de que "Como ha sucedido de forma cíclica a lo largo de la historia, cuando el sistema capitalista provoca una crisis, se la hace pagar a  las clases populares y utiliza a la ultraderecha como fuerza de choque para evitar reacciones". En su opinión, "La situación que vivimos actualmente  en Cantabria responde a ese esquema", ya que "mientras sufrimos recortes brutales en derechos laborales y libertades, la clase política, los empresarios y los medios de comunicación a su servicio, están fomentando la implantación y el crecimiento de grupos ultraderechistas, para tratar de amedrentar a los movimientos sociales y dividir a los trabajadores". La plataforma antifascista analiza que "Convirtiendo a las personas inmigradas en chivos expiatorios de la crisis, el nazifascismo desvía la atención de la responsabilidad de banqueros y políticos en la crisis hacia los sectores más desfavorecidos".

La CAC señala como ejemplo "la total impunidad con que la ultraderecha plaga de cartelería xenófoba e ilegal las calles de Santander mientras el Ayuntamiento que preside De la Serna persigue a los movimientos sociales, culturales o ecologistas"; así como "la continua cesión de espacios públicos municipales o de propiedad empresarial para la realización de actos ultraderechistas". Finalmente han querido también denunciar "la permisividad de la Delegación de Gobierno ante convocatorias de tipo xenófobo en las que se fomenta el odio y la intolerancia". "El fascismo, maquillado de democrático, con mensajes simplistas y falaces, se alimenta de la pasividad de una sociedad que los causantes de la crisis quieren ignorante y aborregada", afirmaron.

La plataforma antifascista cántabra ha reivindicado llevar "mucho tiempo advirtiendo de la complacencia entre poder y fascismo, así como de la necesidad de que la sociedad cántabra se organice para plantarles cara", haciendo un llamamiento en el sentido de que "No podemos permanecer impasibles viendo como sus fascistas señalan y amenazan a los más débiles para que los que manejan los hilos, los verdaderos culpables, se vayan de rositas una vez más".

Por todo lo expuesto, han convocado "a tod@s l@s cántabros, independientemente de su origen, a una jornada contra la propaganda racista en Sanander", que se desarrollará el viernes 1 de abril desde las 19:30 h., con una concentración en la Pza. de Correos "contra el racismo". Asimismo, invitan a participar en la retirada popular de la propaganda xenófoba que organizarán y a "celebrarlo en una fiesta que clausurará la jornada desde las 21:30 h. en el Llar Mozu del Alta (nº49)".