Sindicatos: “La Consejería de Educación instrumentaliza el Consejo Escolar impidiendo que cumpla su labor”

A.G.Guerra
| 05.12.2013

El pasado martes 3 de diciembre, los sindicatos de educación STEC, CC.OO. y UGT denunciaron en rueda de prensa la "instrumentalización" que el Consejo Escolar sufre por parte de la Administración, que lo mantiene "al margen de los temas que preocupan a la comunidad educativa": LOMCE, recortes educativos, presupuestos, programas de mejora...

“Está instrumentalización tiene lugar a través de los dos cargos que dirigen el Consejo, miembros del PP” (el presidente Raúl Fernández, y el vicepresidente, Francisco Javier Barba), apuntaron los portavoces de los tres sindicatos, José Ramón Merino (STEC), Hilario González (CC.OO.) y Fernando García (UGT). “La táctica está siendo no tratar ninguno de los temas polémicos y que más preocupan a la comunidad educativa. En nuestra opinión, la Consejería, a pesar de que tiene muy fácil conformar mayoría en torno a ella, no quiere arriesgarse a más dictámenes críticos con sus proyectos y por eso prefiere que los temas importantes ni siquiera se traten”.

Aunque, desde su fundación en el año 1999, el Consejo cuente con una minoría de miembros representantes del profesorado de la enseñanza pública -un escaso 15% actualmente-, los portavoces de los sindicatos admitieron que “si aceptamos formar parte del Consejo Escolar, aceptamos estas normas de juego”. Sin embargo, “el punto de inflexión y lo que ya no nos parece bien” fueron las declaraciones del consejero de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Cantabria, Miguel Ángel Serna, cuando el Consejo Escolar aprobó en marzo de 2012 un dictamen que criticaba duramente el proyecto de ley de autoridad del profesorado. “Dejó entrever que no iba a hacer caso del dictamen, que ese tipo de dictámenes no eran válidos porque el Consejo estaba politizado y llegó a cuestionar a algunos consejeros en concreto porque militaban en determinados partidos políticos”, cambiando la dinámica del Consejo escolar: “los temas importantes se han dejado de tratar”.

Merino destacó que el Consejo “permaneció mudo durante el curso pasado y durante este en relación a un proyecto de ley tan polémico, que tanta contestación social está teniendo y que va a cambiar completamente  nuestro sistema educativo” como es la Ley Orgánica de mejora de la Calidad Educativa (LOMCE); que “el curso pasado, después de muchas discusiones, se consiguió mandatar a una comisión del Consejo para que hiciese un estudio de las repercusiones de la política de recortes en los centros de Cantabria (…) finalmente imposible de dictaminar por el comité”; y que “no se estudiaron los presupuestos de 2013 ni se estudiarán los de 2014”. “También permanece mudo ante la orden de los programas de mejora”, añaden. Ni ha sido tratada tampoco la eliminación del carácter educativo de las aulas de dos años (FP Dual), “que tanta repercusión ha tenido en los medios y en la sociedad cántabra, con una recogida de firmas en contra de esta decisión, sin parangón en la educación cántabra”.

Además de “vaciar de sentido al órgano de representación consultiva en temas educativos”, denuncian que “ni siquiera se reflejan en las actas intervenciones de miembros de este Consejo Escolar”, e incluso “faltas de respeto por parte del Vicepresidente”.

Territorio: