ADIC reclama al Consejero de Cultura una manifestación explícita de apoyo a la cultura autóctona

Redacción.
| 01.10.2011

adicLa Asociación para la Defensa de los Intereses de Cantabria (ADIC) ha mostrado a través de un comunicado de prensa su "honda preocupación" por las declaraciones del Consejero de Cultura, Miguel Ángel Serna, respecto al apoyo a la cultura autóctona de Cantabria, y "más aún" tras su silencio en el Pleno del Parlamento de ayer, donde se le interpelaba respecto a ese asunto. ADIC considera necesaria una aclaración explícita, ya que sus declaraciones referidas a dejar atrás el apoyo a “lo autóctono” tras, según él,  “años de incentivación”, no sólo muestran una imagen absolutamente opuesta a la realidad, sino que suponen una declaración de intenciones letal para el futuro de Cantabria.

"Si algo debe ser protegido en este contexto de globalización, es la cultura autóctona cántabra; la que nos define ante el mundo", recuerda la asociación cantabrista.

ADIC matiza que "una cosa es la cultura universal hecha desde Cantabria y otra, muy distinta, es la cultura  específicamente cántabra". Sin duda, defienden, "ambas deben ser objeto de atención, pero es precisamente lo autóctono lo que nos convierte en lo que somos: en cántabros", "lo que justifica la existencia de la propia Cantabria". Si esta cultura continúa desapareciendo, ADIC le pregunta al Consejero dónde se asienta en su opinión la existencia de la propia Cantabria: "¿en un mero espacio administrativo?" En este sentido, a pesar de puntuales aspectos positivos, queda casi todo por hacer. "Sólo hay que ver las cifras presupuestarias que se manejan en la cultura en general y en la específicamente cántabra". Por poner un ejemplo se puede hablar de las subvenciones taurinas o incluso de las “ferias de abril”, infinitamente más subvencionadas que cualquier manifestación de cultura esencialmente autóctona. Y eso, además, "no es nuevo, se viene repitiendo desde el comienzo de la autonomía".

Según ADIC, "si algo debe fomentarse en Cantabria es la cultura cántabra que, después de décadas de ostracismo, y a pesar de la buena intención de algunos, languidece ante la pasividad de la mayor parte de las instituciones". La asociación cantabrista recuerda que hay espacio para todo, pero que el apoyo a lo tradicional, a la cultura popular, es absolutamente ineludible, no ya por definición, sino también porque lo impone nuestra legislación. "La cultura autóctona es la que cohesiona al pueblo cántabro, no el '39' del código postal", ironizan. Según ADIC, este Gobierno no puede ser el que firme la carta de defunción de la cultura popular, porque con ello, estaría acabando con la propia Cantabria. "No puede limitarse a fosilizarla en anecdóticas y puntuales manifestaciones folclóricas".

Por ello, en opinión de ADIC, que el sr. Serna plantee que se lleva muchos “años acentuando lo autóctono”, es "una grave falsedad absolutamente injustificable". Y el asunto "es preocupante". La situación de la cultura popular de Cantabria  "es dura y no tiene parangón: gravemente enferma y sin un necesario plan específico que aborde su problemática".

Serna tiene la impresión de se confunde "el apoyo a la cultura cántabra con el apoyo a lo étnico o a lo folclórico"

El consejero de Cultura del PP replicó a Marcano asegurando que promoverá "lo cántabro" incluso "más" que el anterior Ejecutivo. Manifestó que el Gobierno del PP lo que quiere es, precisamente, "promover, fortalecer y dar oportunidades a los productores y creadores cántabros", por lo que su objetivo es "la internacionalización de la cultura cántabra", para que, buscando "la sinergia" con la Universidad de Cantabria, los artistas cántabros puedan "estar presentes en los ámbitos culturales de las universidades americanas de élite".

Territorio: